Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

Servicio Cristiano

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "".
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    La extensión de la obra de publicaciones

    Despertad, vosotros que creéis en la verdad para este tiempo. Os incumbe el deber actual de proveer todos los medios posibles para sostener a quienes comprenden la verdad, para que la proclamen. Una parte de los ingresos provenientes de la venta de nuestras publicaciones debiera servir para aumentar nuestro equipo de herramientas, a fin de poder así producir una cantidad mayor de impresos destinados a abrir los ojos de los ciegos y a enternecer los corazones.—Joyas de los Testimonios 3:312.SC 185.4

    Hace años el Señor me dió instrucciones especiales en el sentido de que deben levantarse edificios en varios lugares de América, Europa y otros países, para la publicación de impresos que contengan la luz de la verdad presente. El dió la instrucción de que debía hacerse todo esfuerzo posible para enviar al mundo, desde las prensas, los mensajes de invitación y amonestación. Serán alcanzados por nuestras publicaciones algunos a quienes no se llegaría de ninguna otra manera. De nuestros libros y periódicos han de brillar rayos de luz que iluminen el mundo con respecto a la verdad presente.—Testimonies for the Church 8:87.SC 185.5

    Se me ha mostrado que nuestras publicaciones deben imprimirse en diferentes idiomas y deben enviarse a todo país civilizado, a cualquier costo. ¿Cuál es el valor del dinero en este tiempo en comparación con el valor de las almas? Todo peso de nuestros medios debe ser considerado como perteneciente al Señor, no a nosotros; y como un legado precioso que Dios nos dió, no para ser malgastado en complacencias innecesarias, sino utilizado cuidadosamente en la causa de Dios, en la obra de salvar hombres y mujeres de la ruina.—Life Sketches of Ellen G. White, 214.SC 186.1

    La Palabra de la verdad impresa debe ser traducida a varias lenguas, y llevada a los extremos de la tierra.—Joyas de los Testimonios 3:294.SC 186.2

    Estas publicaciones han de traducirse a todo idioma; porque a todo el mundo ha de predicarse el Evangelio. Cristo promete a cada obrero la eficiencia divina que hará que sus trabajos tengan éxito.—Testimonies for the Church 9:34.SC 186.3

    Nuestras publicaciones han de ir a todas partes. Imprímanse en muchos idiomas. El mensaje del tercer ángel ha de ser dado por este medio y también por el del predicador vivo. Vosotros, los que creéis la verdad para este tiempo, despertaos.—El Colportor Evangélico, 10.SC 186.4

    Gran número de los hijos de Dios debe ir con nuestras publicaciones a los lugares donde el mensaje del tercer ángel nunca ha sido proclamado. Nuestros libros deben ver la luz en muchos lugares distintos. Con estos libros deben salir hombres fieles como colportores evangelistas para llevar la verdad a los que sin ese medio nunca recibirían la luz.—Joyas de los Testimonios 3:301.SC 186.5

    De ciudad en ciudad, de país en país, han de llevar las publicaciones que contienen las promesas de la pronta venida del Salvador.—Testimonies for the Church 9:34.SC 187.1

    Se me ha mostrado que las publicaciones ya han estado haciendo una obra en muchas mentes, en otros países, para quebrantar los muros del prejuicio y la superstición. Se me mostró a hombres y mujeres que estudiaban con intenso interés periódicos y unas pocas páginas de folletos sobre la verdad presente. Leían las evidencias tan maravillosas y nuevas para ellos, y abrían la Biblia con nuevo y profundo interés, mientras temas de la verdad que habían sido oscuros para ellos eran aclarados, especialmente la luz con respecto al sábado del cuarto mandamiento. A medida que investigaban las Escrituras para ver si estas cosas eran así, la nueva luz brillaba sobre su entendimiento, pues los ángeles se cernían sobre ellos, e impresionaban sus mentes con las verdades contenidas en las publicaciones que habían estado leyendo.SC 187.2

    Los vi sostener periódicos y folletos en una mano, y la Biblia en la otra, mientras sus mejillas estaban humedecidas por las lágrimas; e inclinándose delante de Dios en ferviente y humilde oración, para ser guiados a toda la verdad: exactamente lo que él estaba haciendo por ellos antes que se lo pidieran. Y cuando la verdad era recibida en sus corazones, y veían la cadena armoniosa de la verdad, la Biblia resultaba para ellos un libro nuevo; lo oprimían contra su corazón con gozo agradecido, mientras sus rostros irradiaban felicidad y santa alegría.SC 187.3

    No se contentaron meramente con gozar de la luz ellos solos, y comenzaron a trabajar por los demás. Algunos hicieron grandes sacrificios por causa de la verdad y para ayudar a aquellos de entre sus hermanos que se hallaban en tinieblas. Se está preparando de esta manera el camino para realizar una gran obra en la distribución de folletos y periódicos en otros idiomas.—Life Sketches of Ellen G. White, 214, 215.SC 187.4

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents