Ellen G. White Writings

<< Back Forward >>

«Back «Prev. Pub. «Ch «Pg   Pg» Ch» Next Pub.» Forward»

La Verdad acerca de los Angeles, Page 131

Capítulo 11—Los ángeles desde el tiempo de David hasta el cautiverio babilónico

El reino de David

El arca permaneció en la casa de Abinadab hasta que David fue coronado rey. Entonces reunió a treinta mil hombres elegidos de Israel y fue a buscar el arca de Dios. El arca fue colocada sobre un carruaje nuevo que era conducido por Uza y Ahío, los hijos de Abinadab. David, y toda la casa de Israel, celebraban delante del Señor con toda clase de instrumentos musicales. “Cuando llegaron a la era de Nacón, Uza extendió su mano al arca de Dios, y la sostuvo; porque los bueyes tropezaban. Y el furor de Jehová se encendió contra Uza, y lo hirió allí Dios por aquella temeridad, y cayó allí muerto junto al arca de Dios”. 2 Samuel 6:6-7. Uza se enfureció con los bueyes porque tropezaron. Además manifestó desconfianza en Dios, como si Aquel que había traído el arca de la tierra de los filisteos no pudiera cuidar de ella. Los ángeles que acompañaban el arca castigaron la presunción impaciente de Uza al poner sus manos sobre el arca de Dios.—Spiritual Gifts 4a:111.

«Back «Prev. Pub. «Ch «Pg   Pg» Ch» Next Pub.» Forward»