Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

La Verdad acerca de los Angeles

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "".
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    Capítulo 11—Los ángeles desde el tiempo de David hasta el cautiverio babilónico

    El reino de David

    El arca permaneció en la casa de Abinadab hasta que David fue coronado rey. Entonces reunió a treinta mil hombres elegidos de Israel y fue a buscar el arca de Dios. El arca fue colocada sobre un carruaje nuevo que era conducido por Uza y Ahío, los hijos de Abinadab. David, y toda la casa de Israel, celebraban delante del Señor con toda clase de instrumentos musicales. “Cuando llegaron a la era de Nacón, Uza extendió su mano al arca de Dios, y la sostuvo; porque los bueyes tropezaban. Y el furor de Jehová se encendió contra Uza, y lo hirió allí Dios por aquella temeridad, y cayó allí muerto junto al arca de Dios”. 2 Samuel 6:6-7. Uza se enfureció con los bueyes porque tropezaron. Además manifestó desconfianza en Dios, como si Aquel que había traído el arca de la tierra de los filisteos no pudiera cuidar de ella. Los ángeles que acompañaban el arca castigaron la presunción impaciente de Uza al poner sus manos sobre el arca de Dios.—Spiritual Gifts 4a:111.VAAn 131.1

    Con el objeto de extender sus conquistas entre las naciones extranjeras, David decidió aumentar su ejército y requerir servicio militar de todos los que tuviesen edad apropiada. Para llevar a cabo este proyecto, fue necesario hacer un censo de la población. El orgullo y la ambición fueron lo que motivó esta acción del rey...VAAn 132.1

    El objeto de esta empresa era directamente contrario a los principios de la teocracia. Aun Joab protestó a pesar de que hasta entonces se había mostrado tan sin escrúpulos... “Mas la orden del rey pudo más que Joab”...VAAn 132.2

    A la mañana siguiente el profeta Gad le trajo a David un mensaje: “Así ha dicho Jehová: tres cosas te ofrezco; tú escogerás una de ellas para que yo la haga... ¿Quieres que te vengan siete años de hambre en tu tierra? ¿o que huyas tres meses delante de tus enemigos y que ellos te persigan? ¿o que tres días haya peste en tu tierra? Piensa ahora y mira qué responderé al que me ha enviado”.VAAn 132.3

    La contestación del rey fue: “Caigamos ahora en mano de Jehová, porque sus misericordias son muchas, mas no caiga yo en manos de hombres”. 2 Samuel 24:12-14.—Historia de los Patriarcas y Profetas, 809-810.VAAn 132.4

    A esto siguió una rápida destrucción. Setenta mil murieron como resultado de una pestilencia. David y los ancianos de Israel, profundamente humillados, clamaron delante del Señor. El ángel de Jehová, enviado por Dios, iba en camino a destruir Jerusalén... Con vestiduras de guerra y una espada en su mano que apuntaba hacia Jerusalén, el ángel se presentó ante David y los que estaban con él. Aterrorizado, David clamó a Dios que tuviera compasión por las ovejas de Israel. En su angustia, confesó: “Yo pequé, yo hice la maldad; ¿qué hicieron estas ovejas? Te ruego que tu mano se vuelva contra mí, y contra la casa de mi padre”. 2 Samuel 24:17.—The Spirit of Prophecy 1:385-386.VAAn 132.5

    El ángel exterminador se había detenido en las inmediaciones de Jerusalén. Estaba en el monte Moria “en la era de Ornán jebuseo” [1 Crón. 21:18]. Por indicación del profeta, David fue a la montaña, y edificó allí un altar a Jehová, “y sacrificó holocaustos y ofrendas de paz; y Jehová oyó las súplicas de la tierra, y cesó la plaga en Israel”. 2 Samuel 24:25.VAAn 133.1

    El sitio en que se construyó el altar, que de allí en adelante había de considerarse como tierra santa para siempre, fue obsequiado al rey por Ornán. Pero el rey se negó a recibirlo... “Y dio David a Ornán por aquel lugar el peso de seiscientos siclos de oro”. 1 Crónicas 21:25. Este sitio, ya memorable por ser el lugar donde Abrahán había construído el altar para ofrecer a su hijo, y era ahora santificado por esta gran liberación, fue posteriormente escogido como el sitio donde Salomón erigió el templo...VAAn 133.2

    Desde los mismos comienzos del reinado de David, uno de sus planes favoritos había sido el de erigir un templo a Jehová. A pesar de que no se le había permitido llevar a cabo ese propósito, no había dejado de manifestar celo y fervor por esa idea.—Historia de los Patriarcas y Profetas, 811-812.VAAn 133.3

    El Señor, mediante su ángel, instruyó a David y le dio un modelo del edificio que Salomón había de construir para él. El ángel fue comisionado a acompañar a David mientras éste escribía, para beneficio de Salomón, las instrucciones recibidas en relación con la construcción del templo.—Spiritual Gifts 4a:94.VAAn 133.4

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents