Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

Mensajes Selectos Tomo 2

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "".
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    Los sentimientos no deben dominar el juicio

    El error se encuentra mezclado con mucho que es verdad, y se lo acepta en su significado extremo; y hay personas excitables que obran de conformidad con él. Así es como el fanatismo puede tomar el lugar de los esfuerzos bien regulados, bien disciplinados y realizados de acuerdo con las instrucciones celestiales dadas para hacer avanzar la obra hasta su terminación...2MS 18.1

    Existe el peligro de que no sólo las mentes desequilibradas sean inducidas al fanatismo, sino que también personas astutas aprovechen esa agitación para promover sus propios designios egoístas...2MS 18.2

    Tengo que dar una advertencia a nuestros hermanos, y es que deben seguir a su Guía, y no deben correr adelantándose a Cristo. No se realice una obra casual en estos tiempos. Cuidado con formular declaraciones enérgicas que inducirán a las mentes desequilibradas a pensar que poseen una luz maravillosa procedente de Dios. El que lleva un mensaje de Dios para el pueblo debe ejercer un perfecto control. Siempre debería recordar que el camino de la presunción está situado junto a la senda de la fe...2MS 18.3

    Cuando se permite que el impulso y la emoción controlen el juicio sereno, se corre el riesgo de avanzar con demasiada velocidad, aun cuando se viaje por un camino correcto. El que viaja excesivamente rápido, encontrará que esto es peligroso en más de un sentido. Puede ser que no transcurra mucho tiempo hasta que se salga del camino correcto para introducirse en una senda equivocada.2MS 18.4

    Ni una sola vez debería permitirse que los sentimientos dominen sobre el juicio. Existe el peligro de excederse en lo que es lícito, y lo que es ilícito ciertamente conducirá hacia sendas falsas. Si no se efectúa una obra cuidadosa, ferviente y sensata, sólida como una roca, en lo que atañe a la promoción de cada idea y principio, y en cada nueva presentación, habrá almas que serán arruinadas. Carta 6a, 1894.*Quien desee consultar un contexto más abarcante, vea las p. 102-104.2MS 19.1

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents