Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

Mensajes Selectos Tomo 3

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "".
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    El mundo en rebelión

    Reproducidas la traición de Cristo y su crucifixión—Las escenas de la traición, el rechazo y la crucifixión de Cristo han sido reproducidas, y lo volverán a ser en una escala inmensa. Algunos se llenarán de las características de Satanás. Los engaños del archienemigo de Dios y del hombre tendrán gran poder. Los que hayan dado sus afectos a cualquier líder que no sea Cristo se hallarán dominados—en cuerpo, alma y espíritu—por una infatuación tan fascinadora que, bajo su poder, las almas se apartan para no escuchar la verdad y creer una mentira. Quedan entrampados y cautivos, y mediante cada una de sus acciones claman: “Soltadnos a Barrabás, y crucificad a Cristo”...3MS 475.2

    En las iglesias que se han apartado de la verdad y la justicia, se revela lo que la naturaleza humana será y hará cuando el amor de Dios no es un principio que vive en el alma. No necesitamos sorprendernos de nada que ocurra ahora. No necesitamos maravillarnos de ningún suceso de horror. Los que pisotean bajo sus malvados pies la ley de Dios tienen el mismo espíritu que poseyeron los hombres que insultaron y traicionaron a Jesús. Sin ninguna contrición de conciencia harán las obras de su padre el diablo...3MS 475.3

    Los que eligen a Satanás como su gobernante revelarán el espíritu del señor que han elegido, quien produjo la caída de nuestros primeros padres. Al rechazar al divino Hijo de Dios, la personificación del único verdadero Dios, que poseía bondad, misericordia y amor incansable, cuyo corazón siempre fue tocado por la desgracia humana, y al aceptar a un homicida en su lugar, el pueblo mostró lo que la naturaleza humana puede hacer y hará, cuando el Espíritu restrictivo de Dios sea quitado y los hombres queden sometidos al gran apóstata. Precisamente, en el grado en que la luz sea rechazada habrá engaños, confusión y mentira. Los que rechazan a Cristo y eligen a Barrabás trabajarán guiados por un ruinoso engaño. Las falsedades, y el escuchar testigos falsos, aumentarán bajo la abierta rebelión.3MS 476.1

    Unidos en un temerario compañerismo—Cristo muestra que sin el poder controlador del Espíritu de Dios, la humanidad es un poder terrible para el mal. La incredulidad, el odio del reproche, suscitarán influencias satánicas. Los principados y potestades, los gobernantes de las tinieblas de este mundo, y las huestes espirituales de maldad en las regiones celestes, se unirán en un temerario compañerismo. Se aliarán contra Dios en la persona de sus santos. Mediante falsedades y engaños desmoralizarán a hombres y mujeres que, según todas las apariencias, parecen creer en la verdad. No faltarán falsos testigos en esta obra terrible...3MS 476.2

    Después de hablar del fin del mundo, Jesús vuelve [se refiere] a Jerusalén, la ciudad entonces sentada con orgullo y arrogancia, y que dice: “Yo estoy sentada como reina... y no veré llanto”. Apocalipsis 18:7. Cuando el ojo profético de Jesús se detiene sobre Jerusalén, él ve que así como ella fue entregada a la destrucción el mundo será entregado a la ruina. Las escenas que ocurrieron en la destrucción de Jerusalén se repetirán en el día grande y terrible del Señor, pero de una manera más tremenda...3MS 476.3

    Cuando los hombres abandonan toda restricción e invalidan la ley de Dios, cuando establecen su propia ley pervertida y tratan de forzar las conciencias de los que honran a Dios y guardan sus mandamientos, para que pisoteen la ley divina, hallarán que la bondad de la cual se han burlado se agotará...3MS 477.1

    Calamidades venideras—La destrucción de Jerusalén representa lo que sucederá al mundo, y la advertencia que entonces dio Cristo continúa resonando a través de los siglos hasta nuestros días: “Entonces habrá señales en el sol, en la luna y en las estrellas, y en la tierra angustia de las gentes, confundidas a causa del bramido del mar y de las olas”. Lucas 21:25. Sí, ellos traspasarán sus límites, y habrá destrucción en su camino. Harán naufragar los barcos que navegan sobre sus aguas tranquilas, y con el peso de su propia carga irán rápidamente a la eternidad sin tiempo de arrepentirse.3MS 477.2

    Habrá calamidades en tierra y mar, “desfalleciendo los hombres por el temor y la expectación de las cosas que sobrevendrán en la tierra; porque las potencias de los cielos serán conmovidas. Entonces verán al Hijo del Hombre, que vendrá en una nube, con poder y gran gloria”. vers. 26, 27. De la misma manera en que él ascendió, volverá por segunda vez a nuestro mundo. “Cuando estas cosas comiencen a suceder, erguíos y levantad vuestra cabeza, porque vuestra redención está cerca”. vers. 28.—Manuscrito 40, 1897.3MS 477.3

    El derrumbamiento de la sociedad—Los que están en el mundo y han perdido su conexión con Dios, están haciendo esfuerzos desesperados y enloquecidos para constituirse en el centro. Esto los hace desconfiar el uno del otro, a lo cual sigue el crimen. Los reinos del mundo se dividirán contra sí mismos. Irán escaseando poco a poco quienes actúen como cuerdas de simpatía para vincular a los hombres con lazos de hermandad. El egoísmo natural del corazón humano será desarrollado por Satanás. El usará las voluntades incontroladas y las pasiones violentas que nunca fueron puestas bajo el dominio de la voluntad de Dios...3MS 477.4

    La mano de cada hombre se extenderá contra su semejante. El hermano se levantará contra el hermano, la hermana contra la hermana, los padres contra los hijos y los hijos contra los padres. Todo estará en confusión. Parientes se traicionarán el uno al otro. Habrá maquinaciones secretas para destruir la vida. Se verá por todas partes destrucción, miseria y muerte. Los hombres seguirán las inclinaciones no sometidas de su tendencia al mal, ya sea heredada o cultivada...3MS 478.1

    Los juicios retributivos de Dios vistos en visión—Dios tiene un depósito de juicios retributivos, que él permite que caigan sobre todos los que han continuado en el pecado a pesar de la gran luz. He visto las más costosas estructuras de edificios construidos a prueba de fuego, pero así como Sodoma pereció en las llamas de la venganza divina, así estas orgullosas estructuras se convertirán en ceniza. He visto barcos que cuestan inmensas sumas de dinero luchando contras las aguas airadas, tratando de capear las olas poderosas. Pero con todos sus tesoros de oro y plata, y con su carga humana, se hundirán en la tumba líquida. El orgullo del hombre será sumergido con los tesoros que ha acumulado mediante el fraude. Dios vengará a las viudas y los huérfanos que en medio del hambre y la desnudez han llorado, clamando delante de él por ayuda contra la opresión y el abuso.3MS 478.2

    Ha llegado el tiempo cuando habrá en el mundo un dolor que ningún bálsamo humano puede curar. Los deleitables monumentos de la grandeza de los hombres se harán polvo aun antes que venga la última gran destrucción sobre el mundo...3MS 478.3

    Podremos escapar de los juicios que vienen sobre la tierra, únicamente si estamos vestidos con el manto de la justicia de Cristo.—Carta 20, 1901.3MS 479.1

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents