Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

Mensajera del Señor

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "".
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    ¡Enfréntalo!

    Después de recibir esta carta del presidente de la Asociación General, la Sra. White contestó, explicando las circunstancias que motivaron sus mensajes oportunos. En esta res puesta ella reveló la visión en la que había visto un témpano y la orden del capitán: “¡Enfréntalo! ” Inmediatamente supo cuál era su deber. Comenzando a la 1:00 de la madrugada, escribió tan rápidamente como pudo. Cuando llegaron sus ayudantes de oficina, tenían páginas para corregir. Escribió durante todo el día y los secretarios trabajaron durante toda la noche siguiente de modo que el material pudiese enviarse en el tren que salía temprano por la mañana. MDS 202.9

    Trabajaron hasta que oyeron el silbato del tren. D. E. Robinson, uno de los secretarios, anduvo en su bicicleta tan rápido como pudo por unos tres kilómetros (casi dos millas) para alcanzar el vagón del correo. Algunos días más tarde, estos mensajes oportunos llegaron a Washington, D.C., ¡ni un día demasiado temprano, ni un día tarde! 47Id.,t 5, pp. 299-302.MDS 203.1

    Elena de White le escribió personalmente a E. J. Waggoner, uno de los principales partidarios de The Living Temple, urgiéndole a cambiar su rumbo: “He visto el resultado de esas ideas fantásticas con respecto a Dios; son la apostasía, el espiritismo, el amor libre. El amor libre, al que tienden esas enseñanzas, estaba tan bien disimulado que era difícil, al principio, darse cuenta de su verdadero carácter. Hasta que el Señor me hubo presentado el asunto, no sabía cómo llamarlo, pero he recibido la orden de llamarlo amor espiritual impío”. 4848. Carta 230, 1903, citada enBio., t. 5, p. 303. Ver también Joyas de los testimonios, t. 3, pp. 268-279.MDS 203.2

    Con estos mensajes públicos expuestos a la denominación y al estar The Living Temple a disposición de todos para ver los asuntos en juego, la lucha especialmente en Battle Creek, fue intensa. Por supuesto, estaba involucrado más que la cuestión del panteísmo. Una cantidad de obreros que se sentían identificados con la posición del Dr. Kellogg sobre el control del sanatorio también se inclinaban a apoyar su “nueva luz”. El cuadro completo no estaba claro para muchos. MDS 203.3

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents