Larger font
Smaller font
Copy
Print
Contents

Mensajera del Señor

 - Contents
  • Results
  • Related
  • Featured
No results found for: "".
    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents

    Aplicando las normas bíblicas

    Las normas por las cuales juzgamos a los profetas bíblicos pueden aplicarse fácilmente a Elena de White.MDS 514.4

    • Las enseñanzas de ella están en armonía con la Biblia. 2Ver pp. 417-420. Desde el comienzo hasta el fin de su ministerio, su consejo resuena con claridad: “El Señor desea que estudiéis vuestras Biblias. El no ha dado ninguna luz adicional para tomar el lugar de la Palabra. Esta luz [su propio ministerio] se da con el propósito de concentrar en su Palabra las mentes confundidas, y si se asimila y digiere es la sangre y la vida del alma”. 3Mensajes selectos, L 3, p. 31.MDS 514.5

    Los críticos acusan a Elena de White de contradecir la Biblia. 4Ver capítulo 43 Puede ser que unas pocas declaraciones respecto a una persona o a una fecha parezcan incongruentes con un texto bíblico. Pero tales discrepancias son insignificantes. Son meros ejemplos del elemento humano que hay en el proceso de la revelación/inspiración, los que incluso aparecen cuando observamos discrepancias en los escritos de ciertos profetas bíblicos. 5 Verp. 16.MDS 514.6

    El asunto principal es ver cuán bien se abrió paso ella en medio de la confusión y los callejones sin salida de dos mil años y cómo presentó al mundo moderno un cuadro global del Evangelio eterno. Un examen objetivo de sus escritos indica que ella unió la inquietud básica de los conservadores tradi cionales con las convicciones sinceras de los liberales tradicionales. Al hacer esto, su mensaje teológico trascendió el estancamiento antiguo que había causado divisiones entre las iglesias y entre sus miembros. Su mensaje teológico principal trasciende las limitaciones de la mensajera. Su mensaje es el fundamento de su aseveración de ser mensajera de Dios. 6Ver pp. 26, 518.MDS 514.7

    • El fruto del ministerio de Elena de White llega a ser más convincente a medida que pasa el tiempo. 7 El argumento del “fruto” es sólo una de las muchas líneas de evidencia que apoyan la validez y legitimidad del ministerio profético de Elena de White. Al apoyarse sólo en el argumento del “fruto”, uno también podría señalar la actividad mundial de los mormones o a los miles que atribuyen a Mary Baker Eddy su propia experiencia de una vida vigorosa y saludable. Sin embargo, el argumento del “fruto” unido a otras evidencias, es un argumento que no puede pasarse por alto. Para millones, este argumento ha sido sumamente persuasivo. La prueba del tiempo es una prueba crucial del mensaje de una persona. Los libros de historia están llenos de dirigentes con grandes ideas en cada campo del conocimiento; pocas de esas personas son siquiera recordadas excepto por una pequeña nota al pie de una página en un libro de historia.MDS 514.8

    Con apenas un centenar de creyentes en 1850, el Movimiento Adventista ha llegado a tener un alcance mundial, y ha crecido más allá de los diez millones de adherentes. Observadores no adventistas, al igual que adventistas, declaran enfáticamente que Elena de White es una razón primordial de esta influencia mundial. Sin limitarse al ministerio de la predicación, la Iglesia Adventista patrocina el sistema educativo protestante más grande del mundo. Además, su programa médico es conocido internacionalmente, y es en gran medida el producto de la influencia de Elena de White.MDS 515.1

    Estos programas de alcance mundial, incluyendo ADRA, 8 ADRA, la sigla para Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales (anteriormente OFASA). Esta agencia humanitaria ayuda a países alrededor del mundo con programas de desarrollo/emergencias/ socorro frente a desastresnunca habrían llegado a sus logros actuales sin la previsión y los principios expuestos por Elena de White. Por ejemplo, la Universidad de Loma Linda, con su Escuela de Medicina reconocida internacio nalmente, ni siquiera habría existido si no hubiera sido por la visión y tenacidad de Elena de White.MDS 515.2

    Larger font
    Smaller font
    Copy
    Print
    Contents